Herpes

El Herpes labial, ampollas febriles o herpes simple oral, es una infección de los labios, la boca o las encías con el virus del herpes simple. Esta infección lleva al desarrollo de ampollas pequeñas y dolorosas comúnmente llamadas calenturas o herpes febril.

Síntomas:

—El primer episodio puede ser leve o severo y por lo regular ocurre en niños entre 1 y 5 años.

—Los primeros síntomas por lo regular aparecen al cabo de 1 o 2 semanas, e incluso hasta la 3 semanas, después del contacto con el virus. El dolor de garganta y la fiebre que pueden durar hasta 5 días ocurren antes de que las ampollas aparezcan. También puede haber inflamación de los ganglios en el cuello.

—El primer episodio puede durar de 2 a 3 semanas. Las lesiones pueden estar en las encías, boca, garganta o en la cara. Puede presentarse dolor al tragar. Los episodios posteriores generalmente son más leves.

—Pueden desencadenarse por la menstruación, la exposición al sol, la fiebre, el estrés u otras causas desconocidas.

—Los síntomas de advertencia como prurito, ardor, aumento de la sensibilidad o sensación de hormigueo se pueden presentar dos días antes de que sean visibles las lesiones.

Un brote generalmente implica:

—Lesiones en la piel o erupción alrededor de los labios, boca y encías

Causas del herpes en los labios:

—Es una enfermedad común, causada por la infección del área bucal con el virus del herpes simple tipo 1. La infección inicial puede ser asintomática o causar únicamente úlceras bucales.

—El virus luego permanece inactivo (dormido) en el tejido nervioso de la cara. En algunas personas, el virus se reactiva y produce herpes febril recurrente que generalmente está en la misma área, pero no es grave.

—El virus del herpes tipo 2, que generalmente causa el herpes genital y puede infectar a bebés en el nacimiento de madres infectadas, también puede causar herpes labial.

—Los virus del herpes son contagiosos. La diseminación puede ocurrir a través del contacto íntimo o personal o a través del contacto con cuchillas de afeitar, toallas, platos contaminados y artículos que se comparten.

El tratamiento del herpes labial:

Sin tratamiento, los síntomas normalmente desaparecerán en una o dos semanas.

—Los medicamentos antivirales por vía oral pueden acortar el curso de los síntomas y disminuir el dolor.

—Las ampollas del herpes con frecuencia reaparecen una y otra vez. Los medicamentos antivirales funcionan mejor si se toman cuando el virus está justo comenzando a reaparecer, antes de que observen ampollas.

Recomendaciones:

—Lave las ampollas suavemente con agua y jabón (se puede recomendar un jabón antiséptico) para reducir la diseminación del virus a otras áreas de la piel.

—Aplicar hielo o calor en el área puede reducir el dolor.

—Para prevenir brotes futuros se recomienda la aplicación de un bloqueador solar o un bálsamo para labios que contenga óxido de cinc cuando se esté al aire libre.

—Un bálsamo humectante para impedir resequedad en los labios también puede ayudar.