Otras recomendaciones

Reduce el consumo de azúcar refinada:

No posee nutrientes ni minerales y contiene a su vez numerosas sustancias químicas que resultan nocivas para nuestro organismo. Este tipo de azúcar contribuye a la aparición de diabetes y afecta el pH del cuerpo.

Reemplaza el café por el té verde:

Consumir demasiada cafeína puede no solo alterar ciertas funciones del organismo, sino también afectar el aspecto de tu piel. El té verde también contiene cafeína, pero en una dosis bastante menor que la del café y aporta beneficios tales como la mejora en el metabolismo y la digestión.

Alivia la zona con rodajas de pepino:

Las rodajas de pepino sobre los ojos brindan una frescura inigualable, ayudan a disminuir la inflamación y mejoran el aspecto de la piel cansada. Lo ideal es aplicarlas antes de ir a dormir. Con solo 10 minutos al día ya notarás la diferencia.

Dicen que los ojos son las ventanas del alma… y, por supuesto, ninguna quiere que un rasgo facial tan importante quede deslucido. Afortunadamente, existen ciertos hábitos sencillos que puedes incorporar a tu rutina diaria para olvidarte de una vez por todas de las ojeras. Esperamos que todos estos consejos te sean de mucha utilidad y que los puedas poner en práctica muy pronto.