Salud visual

La exposición continua a los dispositivos electrónicos, las toxinas y muchas otras partículas ambientales inciden de forma negativa en la salud visual. Aunque hay otros factores relacionados, una mala higiene de los ojos puede ser el motivo por el cual se desarrollan enfermedades.

Dado que los síntomas de estos problemas no se manifiestan de manera contundente en sus etapas iniciales, es difícil obtener un diagnóstico oportuno. De hecho, la mayor parte de las veces se detectan cuando están en un nivel avanzado o irreversible. ¿Cuáles son las medidas para evitar el deterioro visual?

A pesar de que algunas personas lo pasan por alto, son muchos los cuidados que se pueden incorporar en la rutina para proteger los ojos. Lo más importante es empezar a aplicarlos de manera recurrente, inclusive cuando se cree que no hay factores de riesgo. ¡Descúbrelos!

La salud visual se puede ver afectada por el proceso de envejecimiento, infecciones, lesiones o problemas médicos como la diabetes. Asimismo, puede desarrollar ciertas anormalidades por alteraciones genéticas o deficiencias nutricionales. ¿Cómo protegerla contra estos factores?

Si bien hay patologías cuyas causas no se pueden controlar, es bueno conocer esos hábitos de higiene de los ojos que minimizan los riesgos. En el siguiente apartado encontrarás los más importantes para que no dudes en ponerlos en práctica de ahora en adelante.