Testaruda

Alicia Vikander no sabe con certeza quién es más necio, si el padre de Lara Croft o la propia heroína de la película “Tomb Raider”. La actriz, que desfiló anteanoche por la alfombra roja en la premiere mexicana de esta nueva entrega de la saga de Lara Croft, interpreta a una joven audaz que pierde contacto con su padre cuando él va en busca de una misteriosa pista en una isla japonesa, sin importarle el futuro incierto que esto representa. “Creo que como joven es bastante testaruda, pero eso es algo que me gusta de ella”, comparte la actriz a la prensa mexicana.

“Tomb Raider”, que se estrena este viernes en cines de México y Estados Unidos, presenta los orígenes de Lara Croft, a quien interpretó primero Angelina Jolie en las películas de 2001 y 2003, mismas que están basadas en la serie homónima de vídeojuegos, lanzada en 1996.

“Soy una admiradora de las películas de acción, estar en esta película ha sido una experiencia absolutamente fantástica”.

La galardonada del Óscar como Mejor Actriz de Reparto (por “La Chica Danesa”, 2015) afirma que el equipo de la nueva producción trató de mantenerse fiel a la historia y honrar al personaje para que los admiradores sintieran que era una representación justa.

Parte del lado realista de Lara Croft implicó un arduo entrenamiento físico durante cuatro meses para Alicia Vikander, que incluyó natación, alpinismo, boxeo y artes marciales.

“Nunca había hecho eso antes”, dice sobre el boxeo. “Conocí algunos de los más increíbles profesionales que me enseñaron a tratar de ser lo mejor posible en unos pocos meses. Como actriz sueles entrar a una película y aprender algún talento, puede ser tocar un instrumento, un idioma o aprender a boxear. Traté de aprender lo más posible y se los mostraba todo el tiempo”.

Por la alfombra roja desfilaron también fanáticas emulando al personaje de Lara Croft. Las jóvenes posaron con Alicia Vikander para varias fotografías. En cuanto al país anfitrión de esta premiere, la intérprete dice que ha viajado varias veces a México, la más reciente en diciembre pasado, pues le encantan las playas mexicanas donde ha ido a surfear, además de disfrutar de su gastronomía. “Me encanta la comida picante. Comí unos tacos al pastor en el almuerzo hoy”.De igual manera, expresa su gusto por hacer historias increíbles y de tener la oportunidad de hablarle a una nueva generación. “Todavía veo a muchas mujeres que admiro, es gratificante poder ser un portavoz del poder femenino y sentir una relación emocional con algún personaje, con éste por ejemplo me puedo relacionar”, concluye.