Conmoción en España

La muerte del niño de ocho años Gabriel Cruz conmocionó a España, al conocerse ayer que fue estrangulado el mismo día de su desaparición el pasado 27 de febrero, y que la pareja de su padre es la principal sospechosa del suceso. El caso del pequeño se convirtió en últimos días en uno de los más seguidos por los medios de comunicación en España.