Pánico por falsa alarma

La policía de Cataluña confirmó falsa alarma de amenaza de bomba, tras inspeccionar una furgoneta estacionada alrededor de la Sagrada Familia de Barcelona.

Un portavoz de la policía regional dijo que los dos ocupantes que fueron vistos en la vagoneta cerca de la iglesia generaron preocupación la tarde de ayer, pero el escuadrón antibombas no encontró ningún tipo de explosivos.

La policía desalojó personas cerca del área “para garantizar el trabajo policial”.