Rechazan a migrantes

Italia mantuvo ayer su negativa a acoger a los 629 inmigrantes que se encuentran a bordo de la nave “Aquarius” en el Mediterráneo y que esperan su traslado a España, en un cambio de estrategia del nuevo Gobierno, que exigió el esfuerzo común europeo. La embarcación con la que la ONG francesa SOS Méditerranée salva vidas en la peligrosa ruta del Mediterráneo, se convirtió en el símbolo del endurecimiento de la postura italiana.