Recuerda una renuncia

El papa emérito Benedicto XVI prometió a Francisco “total obediencia” en una conversación telefónica que mantuvieron justo después de la elección del pontífice argentino en 2013, desveló ayer el que fue uno de sus secretarios, Alfred Xuereb, en una entrevista.

“Le pasé el teléfono a Benedicto y escuché que decía: ‘Santidad, desde este momento, prometo mi total obediencia y mi oración’. Son momentos que no puedo olvidar”, explicó