Alboroto por el estacionamiento

Tremendo alboroto se registró en la calle 22 entre 21 y 23 del barrio de San Francisco, en el municipio de Hecelchakán, donde la policía por fin escuchó a los ciudadanos y le hicieron un llamado a los supuestos propietarios de un predio quienes cobran, alrededor de 10 pesos, por estacionarse “en su propiedad”.

La policía municipal llegó al lugar ubicado en la dirección antes señalada y al solicitar los documentos de la propiedad, los supuestos dueños no los tenían, ya que el lugar, según, esta intestado.

Les recomendaron a las personas no cobrar por el estacionamiento ya que la vía pública no tiene dueño.