Desalojado

Un adulto mayor fue desalojado de más de dos hectáreas de terreno situado en el periférico de la ciudad donde a pesar de vivir más de 28 años fue víctima de los dueños de una constructora que lo desalojaron presuntamente usando documento apócrifos.

El afectado, quien se identificó como Mario Silva Pérez, el cual es productor pecuario certificado oficialmente ante la Secretaria de Desarrollo Rural, fue víctima de una expropiación por parte de una constructora, los cuales llegaron a un predio localizado en el periférico Pablo García I. Montilla donde se pusieron a limpiar dos hectáreas.

Sin embargo, el quejoso señaló que esa extensión le pertenece y que le fue quitado ya que el representante legal de la constructora indicó que habían sido comprados sumándose a unos títulos de propiedad, los cuales para don Mario son falsos ya que cuenta con los títulos de propiedad desde hace más de 28 años.

Pero esto poco le importó al empresario quien de manera prepotente y avalado por funcionarios de alto nivel desalojó al legítimo dueño, esto con ayuda de la Policía Estatal Preventiva y maquinaria, quienes derrumbarlos algunos tinglados que tenía así como corrales para sus animales.

Trascendió que durante los últimos meses trabajadores de la constructora se dedicaron a asesinar a sus animales, sumado a las intimidaciones para que se retire, pero al no funcionar decidieron “atacarlo” destruyendo parte de propiedad a pesar de contar con el título.

Mario Silva argumentó que dicho predio fue vendido a un tercero, el cual es un empresario japonés quien instalara una fábrica de jabones y champú, desconociendo totalmente el nombre.