Desinterés

En su encuentro con la prensa en la 33 Feria Internacional del Libro de Guadalajara, el escritor peruano Mario Vargas Llosa dijo que si del presente retornamos al pasado, veremos una América Latina y un Estados Unidos muy distintos de lo que son actualmente.

La realidad imperante en la década de los 50, donde sucede la historia de “Tiempos recios”, la nueva novela del escritor, menciona que “desde esa época, las relaciones entre América Latina y Estados Unidos han cambiando fundamentalmente […] Hoy en día Estados Unidos muestra un desinterés casi absoluto por América Latina. Las compañías norteamericanas en Estados Unidos no quieren invertir, invierten poco”, dijo el autor quien también señaló que hace seis décadas Estados Unidos miraba a América Latina como su “cuarto trasero” y hoy muestra “un desinterés casi absoluto”.

Al dar cuenta de la historia de su nueva novela, que relata el golpe militar de Carlos Castillo Armas, auspiciado por Estados Unidos a través de la CIA contra el gobierno de Jacobo Árbenz en Guatemala, Vargas Llosa dijo que “Estados Unidos ha dejado de ser, hace mucho tiempo, el primer país inversor extranjero en América Latina”.

El autor de La fiesta del Chivo relató cómo volvió a Guatemala y a República Dominicana desde la literatura.

Contó que hace más de dos años y medio estando en República Dominicana, en medio de una cena, alguien se sentó a su lado “y escuché una frase que me dijo: ‘Mario, tengo una historia para que la escribas’. Generalmente los novelistas no suelen escribir aquellas historias que los amigos y conocidos les recomiendan escribir”.

Sin embargo, Vargas Llosa lo escuchó y se dejó seducir por la historia que le contó el historiador, poeta, periodista dominicano Tony Raful, que ha escrito un libro sobre Guatemala situado en la época de Arévalo y del coronel Árbenz.

el autor desconócía la historia, eso incluso a pesar de haber escrito un libro sobre la dictadura en “La fiesta del chivo”.