Fuerte trabajo por el aguacero

La Dirección de Servicios Públicos Municipales dio a conocer que la lluvia que cayó ayer en Mérida durante casi cuatro horas y que superó el promedio mensual de precipitación, generó el desagüe total de 360,000 litros de agua en diversos puntos de Mérida.

Ante esta situación, los departamentos de Drenaje Poniente y Oriente, en sus tres turnos, procedieron al desagüe de puntos como el ex Rastro, Xoclán Bech, El Roble y la calle 89-A con 62 del Centro.

En estos lugares, se logró la remoción de 220,000 litros de agua.

En el oriente se laboró en las colonias Dzununcán, Miraflores y Nueva San José Tecoh. Ahí se desaguaron 140,000 litros.

Pese a la lluvia, el paso deprimido no presentó encharcamientos ni otro tipo de afectaciones.

La dependencia destacó que gracias a los aljibes recién construidos en la calle 21 entre 50 y 52 de la Miguel Hidalgo, punto que en ocasiones anteriores registraba encharcamientos, no tuvo este problema.

Por lo pronto, Drenaje Poniente y Oriente realizan recorridos por la ciudad con el fin de llevar a cabo el desagüe, indica un boletín.

La jornada de ayer se inició con trabajos en el Periférico con 86 de la colonia Dzununcán.

La lluvia también ocasionó el desplome de una marquesina en el centro y algunos árboles caídos, los cuales ya fueron retirados.