Proyectarán

Hace unos días, el sábado 11 pasado para ser precisos, se cumplieron siete años de la muerte de “Mammie Blue”, figura fundamental en la historia de la lucha por la igualdad en Yucatán.

Pionero de la promoción de los derechos de la comunidad gay en la entidad, Gonzalo España España, artista carismático y exitoso empresario de espectáculos, echó mano de su alter ego —lo nombró como una famosa canción de principios de los 70— para luchar contra la hipocresía de la homofobia.

“Fue un personaje extraordinario, su activismo suscitó sentimientos encontrados —fue amado y rechazado por igual—, pero logró abrir espacios y derribar tabúes sobre la diversidad sexual en una sociedad tan conservadora, tan llena de prejuicios como la nuestra”, señala la periodista Eugenia Montalván Colón, directora y guionista del documental “Don Mammie Blue”, que será exhibido mañana sábado, a las 7 de la noche en la Sala de Proyecciones del teatro “Armando Manzanero”.

La película aborda los últimos años de vida de “Mammie Blue”, el personaje que llevó a España España a ser ampliamente conocido en el activismo socio-político y en la farándula, donde destacó como artista polifacético y como productor de espectáculos, la mayoría dirigidos al colectivo que representaba.

“Durante los dos años que duró el proyecto lo seguí por todos lados, día y noche, en su vida privada, como artista, como activista. Grabamos prácticamente todas sus actividades. Él es el personaje principal”, comenta la cineasta.

“El documental muestra la lucha incansable de un hombre que hizo frente al abuso y a la discriminación que padecen los homosexuales”, señala.

Obra oportuna

La película fue estrenada hace seis años, en febrero de 2013; sin embargo, recientes acontecimientos en el ámbito de los derechos humanos de la comunidad LGBT hacen oportuna, incluso necesaria su nueva exhibición, dice Eugenia.

Gonzalo España España y “Mammie Blue” murieron el 11 de mayo de 2012, de manera repentina.

Cientos de personas, incluyendo muchos políticos, acudieron a la funeraria a despedir al activista, “al luchador infatigable, al que la comunidad homosexual de esta parte del país tiene que agradecerle que la haya hecho visible ante los ojos de las autoridades y de la sociedad”.